5 de abril de 2012

sigo acá...

Como me gustaría que ese fuera el final de la historia... que la otrora princesa, ahora mujer hubiera seguido siendo siempre feliz al lado de ese hombre de sonrisa de arcoiris que le devolvió el alma. Pero no. Parece que este cuento tiene negados los finales felices. Parece que aun queda mucho camino por recorrer, cosas por aprender... en fin. Duró bastante la felicidad, más de dos años, hubo sonrisas compartidas, encuentros esperados, abrazos, proyectos de futuro, de hijos, de amor eterno, eternas distancias que fueron apagando quizas ese milagro de haberse encontrado, hasta que un dia, no se como ni se bien porque, todo se esfumó. El hombre decidió que ya no podia o no quería seguir adelante con todos esos sueños, y a pesar de que la mujer se sintió morir de dolor muchas veces sintiendo la tortura de su ausencia, nunca mas supo de el, nada mas, como si nunca hubiera sido. Fue de las cosas mas dolorosas que le toco pasar en su vida, y eso que era una mujer bastante, bastante sufrida... pero sobrevivio, o resucito mejor dicho porque casi podria jurar que estuvo muerta.
Y aca está, meses mas tarde, asomando nuevamente la nariz a la vida, para ver lo que queda, lo que falta, para ver quien sigue ahi... En casa nueva, esta vez sola, pero tranquila, soltando no sin dolor ni dificultad otro gran amor que se perdio en la nada... Con muchas ganas de olvidar ese dolor, para volver a empezar, para seguir recorriendo caminos, sin perder la esperanza. Quien sabe, la proxima quizas sea la vencida...no?

3 comentarios:

Ceci dijo...

¡Ay Kicku! una lástima que no se dió, pero por algo son asi las cosas como dice la sabiduría popular, no era ese tu destino seguramente. Me alegro que te sientas mejor y renovada, y por sobre todo que no hayas perdido las esperanzas.
Te dejo un fuerte abrazo y espero verte mas seguido por acá

Kickucita dijo...

gracias ceci!!!! veremos que me depara el destino!!! besotes!

Kickucita dijo...

gracias ceci!!!! veremos que me depara el destino!!! besotes!